El canon digital a los móviles es un gravamen a la sociedad de la información


Por Antonio Delgado el 20 de diciembre de 2007 - 12:22 am



Una de las causas de que el tema del canon se situara hace ya varios años en el epicentro de los debates sociales en la red, era los intentos de las entidades de gestión y lobbys culturales por imponer un canon a los discos duros de ordenador y conexiones de banda ancha.
El Gobierno finalmente optó por dejarlos fuera, en el caso de las conexiones a Internet, por ser meros vehículos para el establecimiento de las comunicaciones y no destino final de los contenidos.
Las tarifas presentadas ayer por Cultura e Industria se puede simplificar en una rebaja en aquellos dispositivos que cada vez se utilizan menos como son los CDs y DVDs – soportes utilizados masivamente para grabar en soporte digital todos los juicios, siendo el estado el principal pagador del canon cuando podría dejar de serlo con un simple decreto- y sin embargo se gravan otros dispositivos como las unidades de almacenamiento y teléfonos móviles, que se han convertido en los grandes soportes digitales de los usuarios donde almacenar su vida digital con fotos personales y documentos.
En el caso de los teléfonos móviles, el gravamen de 1,5 euros por terminal es especialmente sangrante, ya que se realiza una doble imposición, una por el canon al soporte y otra por la descarga de música. Además, las propuestas actuales para la descarga de música en los teléfonos móviles, como las presentadas por Movistar y Yoigo disponen de protección mediante DRM, lo que limita el ejercicio del derecho a la copia privada, aunque se esté pagando un canon por ello. Según Vodafone, sus clientes compran 400.000 canciones al mes, las cuales están protegidas para limitar su copia a otros dispositivos.
Según los fabricantes de móviles este canon a los teléfonos móviles les va a suponer un desembolso de 30 millones de euros.
Este dispositivo se está convirtiendo rápidamente en el principal acceso a la sociedad de la información para muchos ciudadanos. La llamada banda ancha móvil crece más rápidamente que los conexiones fijas y durante este año y especialmente en 2008, se está conviertiendo en una verdadera puerta de entrada a Internet desde cualquier lugar gracias a los nuevos terminales como el iPhone y tarifas más asequibles. En Japón el acceso a Internet es más numeroso desde teléfonos móviles que desde conexiones a banda ancha. En España seguramente pasará lo mismo cuando todos estemos permanentemente conectados.

2 comentarios
  1. RinzeWind

    Mucho canon y mucha leche, pero lo que de verdad le hace falta a los móviles es un dispositivo que le rebane el pescuezo al dueño que quiera compartir su música vomitiva con todo el vagón de Metro. Yo para eso sí que firmaría.

  2. Antonio Delgado

    Jajaja tienes razón y la cosa irá a peor ahora que hay cobertura móvil en algunas líneas.

Antonio Delgado © 2001 - 2014 | Licencia de uso | Realizado con WordPress | Diseño: fhpdesign | Google+